La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

¿Cómo proteger a los menores en Internet?

Publicado 12/02/2020

El uso de las Nuevas Tecnologías e Internet por parte de los niños supone en la mayoría de los casos un juego para ellos, un entretenimiento, una manera de conocer amigos y una manera de acostumbrarse al uso cotidiano de las Tecnologías de la Información con las que inevitablemente deberán convivir en el futuro.

El papel de los padres en este proceso de aprendizaje debe ser activo, impulsando la curiosidad de los pequeños a la hora de usar Internet como herramienta de trabajo y por qué no, de juego. Internet, bien usada y con la ayuda de los padres, puede ser la herramienta idónea para responder a las dudas que se plantean los pequeños. Incluso nos parece gracioso que nuestros hijos de corta edad sepan jugar a una aplicación móvil o abrir YouTube y buscar un vídeo de sus dibujos favoritos.

Pero no debemos olvidar que Internet es un espacio donde caben contenidos de todo tipo, muchos de ellos inadecuados para menores: violencia, pornografía, radicalismo… Por no hablar de problemas como el del ciberbullying o el sexting, preocupaciones crecientes dada la posibilidad de contactar con todo tipo de personas en la red.

Con tres o cinco años hay niños que saben buscar en Google. Es imprescindible disponer de mecanismos técnicos de control para que no accedan a determinadas contenidos. Si no lo haces estás minimizando el riesgo. En el momento que pierdas de vista a tu hijo puede aparecerle un ‘banner’ publicitario, que le lleva a un casino. Si tú le dejas el móvil para que juegue tienes que saber que tu teléfono tiene tu historial y tus aplicaciones. Todo eso lo rastrea el videojuego que le has descargado y tendrá contenidos publicitarios relacionados con lo que tú has consumido, así que no te extrañes si tu peque acaba en un casino ‘online’. Y si tienes vinculada tu tarjeta de crédito. La red lo pone todo fácil y rápido.

Por todo ello, es conveniente que los padres tomen consciencia de la importancia de supervisar y dirigir el uso que hacen sus hijos de las nuevas tecnologías y les ayuden, sobre todo en edades tempranas, a discernir entre lo que deben o no hacer en Internet.

La Agencia Española de Protección de Datos ha presentado una  nueva versión de su portal “Tú decides en internet” con nuevos contenidos y guías entre las que podemos señalar una guía para menores y otra para padres y profesores sobre los problemas de privacidad en Internet. Con una imagen completamente renovada y nuevos materiales disponibles la web de AEPD es ahora una web moderna y de fácil uso con contenidos de calidad. Esta web, que forma parte de un proyecto orientado a  la formación del menor, ofrece materiales de consulta para jóvenes entre 10 y 14 años, y publica documentos de ayuda y referencia para padres y profesores.

A nadie le resulta ajena la necesidad cada día más perentoria de enseñar a los niños  y jóvenes a proteger su privacidad en Internet, en especial ante el auge y presencia de las redes sociales y su uso masivo. La AEPD pretende ayudar a cubrir esta necesidad con la  guía “No te enredes en Internet” que ofrece con sus versiones para padres y educadores y su versión para jóvenes un listado claro de amenazas y consejos prácticos para evitarlas.

Por otra parte, la misma red ofrece a los padres y educadores multitud de herramientas de control parental que pueden serles de utilidad en estas situaciones. La mayoría de herramientas o aplicaciones de control parental funcionan de una forma similar y pueden incluir funcionalidades como las siguientes:

  • Supervisión y control web: Permite a los padres tanto consultar las webs más visitadas por sus hijos como configurar la llamada “lista negra”, un listado de webs a las que se les quiera limitar el acceso.
  • Informes de actividad: Consiste en la posibilidad de establecer el envío periódico de informes sobre la actividad y el comportamiento de los menores durante el uso del dispositivo.
  • Bloqueo de aplicaciones o programas: Los padres pueden determinar que los menores no tengan acceso a determinados programas.
  • Establecimiento de una “zona segura”: Esta funcionalidad permite establecer una zona de seguridad a la que el menor puede acceder, mientras que se protegen otras partes del dispositivo que pueden contener, por ejemplo, información a la que el niño no debe tener acceso.
  • Bloqueo de llamadas: La mayoría de herramientas permiten que durante el uso que el menor haga del dispositivo, se bloquee la posibilidad de emitir o recibir llamadas de ciertos números de teléfono.
  • Denegación de actividades que suponen un desembolso económico: Prohibición de descargar aplicaciones de pago o realizar cualquier tipo de compra por Internet.
  • Tiempo de uso: Permite controlar y limitar el horario durante el cual el menor utiliza el dispositivo.
  • Geolocalización: Esta característica permite conocer la ubicación del niño si sale de casa con el dispositivo.
  • Control remoto desde el móvil o el ordenador: Controlar desde nuestro teléfono móvil u ordenador todas las variables que hemos ido comentando anteriormente.

Existen muchas herramientas de control parental compatibles tanto con Windows como con Android. Para empezar a familiarizarse con alguna de ellas, consultar el listado que ha confeccionado la Oficina de Seguridad del Internauta en su web Internet segura for Kids.

Compártenos en tus redes

Directiva de cookies

Este sitio utiliza cookies para el almacenamiento de información en su equipo.

¿Lo acepta?